• Dólar
  • BNA $133.00 ~ $141.00
  • BLUE $290.00 ~ $295.00
  • TURISTA $219.45 ~ $232.65

16 C ° ST 15.92 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Cayeron las reservas del Banco Central y los bonos en dólares bajaron hasta 14%

El BCRA vendió USD 180 millones y las reservas sufrieron otra baja. El dólar informal bajó 8 pesos y además descendieron las paridades bursátiles. En Wall Street, se hundieron los bonos y las acciones argentinas.

05 Julio de 2022 23.44

Las cotizaciones del dólar por fuera del “cepo” bajaron un 3% este martes, tras haberse negociado en alza por la mañana. En sintonía con las paridades bursátiles, el dólar libre o “blue” cotizó al cierre a $252, con una caída de ocho pesos en las “cuevas” informales del centro de la Ciudad de Buenos Aires. Hasta las 14, se operó a 267 pesos. La divisa informal tocó un récord intradiario de 280 pesos el lunes.

La cotización del “contado con liquidación” uno de los mecanismos legales que tienen los inversores para comprar dólares, marcó un récord de $283 antes del mediodía, según la referencia del bono Global 30 (GD30C), para empezar a descontar posiciones a lo largo del día, a los $273 a las 16:10 pesos.

El MEP, otro de los dólares al que acceden los inversores a través de la Bolsa de Comercio, tocó por la mañana un récord de los $273 a través del bono Bonar 30 (AL30D). A la tarde se transaba en los 262 pesos.

El dólar mayorista avanzó 25 centavos, a $126,20, con una brecha cambiaria de 99,7 por ciento. La brecha cambiaria había alcanzado el 120% el lunes.

Con un monto operado que fue récord para 2022, por más de USD 1.000 millones en el segmento de contado (spot), el Banco Central volvió a perder reservas por su participación cambiaria. “Hoy hubo ventas del BCRA por USD 180 millones, con una demanda de energía que superó los USD 150 millones”, indicó una fuente del mercado a Infobae. “Se mantiene baja también la liquidación de las empresas del agro, por la suma de USD 82 millones”, añadió.

El BCRA acumula ventas por unos USD 468 millones en el inicio de julio. Las reservas cerraron en USD 42.317 millones, lo que implica una caída de USD 284 millones en relación a la jornada de ayer. En las tres primeras jornadas cambiarias de julio, la baja alcanzó los USD 467 millones.

En la sesión mayorista se hizo evidente una importante demanda privada, que excedió al segmento energético, pues con el inicio del mes, y en un marco de incertidumbre por el salto de precios del dólar libre, se dispararon las ventas de dólar “solidario” en bancos, mientras que importadores que habían sido desplazados la semana pasada por la intervención compradora del Central buscaron ahora recomponer su stock de divisas para seguir operando en comercio exterior. La demanda de dólar minorista en bancos se había restringido el lunes por problemas operativos y retomó el ritmo en la presente rueda.

Un dato a considerar es que la reciente suba del dólar libre, que tocó los $280 el lunes y este martes llegó a negociarse a $267, permitió una ganancia inmediata de unos $10.000 por la compra de dólar “solidario” en bancos y su posterior reventa en el “blue”. Así parte de los billetes comprados en el mercado oficial no necesariamente tuvieron el objetivo de atesoramiento, sino el provecho de esa brecha.

La brecha cambiaria volvió a posicionarse en torno al 100 por ciento, después de haber tocado el 120% el lunes

Además, al liberarse más divisas para la demanda autorizadas de importadores también se incidió en la baja de los dólares operados a través de activos bursátiles, ya que las empresas recurren al “contado con liqui” y el MEP para abastecerse de dólares cuando se restringe el canal mayorista, iniciativa que presiona al alza de los precios alternativos.

Castigo para bonos y acciones en Wall Street

Tras el feriado del lunes en Wall Street, los bonos soberanos en dólares argentinos registraron caídas significativas, que según llegaron a un rango entre el 12% y el 14% para los Globales, pese a que los precios ya estaban muy deprimidos. Esta fue la primera reacción del mercado externo al terremoto que vivió el gabinete económico argentino el fin de semana, con la sorpresiva renuncia del ministro de Economía Martín Guzmán y su reemplazo por Silvina Batakis.

En tanto, el riesgo país de JP Morgan, que mide el diferencial de tasas de los bonos del Tesoro de los EEUU con sus pares emergentes, escaló 230 puntos para la Argentina, a 2.574 puntos básicos. Este indicador alcanzó al mediodía un máximo desde la reestructuración de la deuda en 2020, en los 2.596 puntos.

En tanto, las acciones y ADR argentinos operados en Wall Street finalizaron con caídas de hasta 7,6%, encabezadas por Pampa Energía. Cresud restó 7,4% y Tenaris, un 7 por ciento.

El cierre mixto en los indicadores de las bolsas de Nueva York no ayudó a mejorar la tendencia desfavorable para las acciones y los bonos de los países emergentes. El petróleo se hundió 8,1% y terminó negociado debajo de USD 100 el barril, mientras que la soja cayó 5,4%; el aceite de soja, un 8%; la harina de soja, un 2,8%; y el maíz y el trigo, un 4,9 por ciento.

Fuente: Rava Bursátil-Precios en dólares.Fuente: Rava Bursátil-Precios en dólares.

El Banco Central siguió interviniendo en la plaza con el rescate de bonos en pesos, ante la salida continua de inversores privados que se habían posicionado en estos títulos. El Cuasipar subió 8,5%; el Discount, un 4%, y el TX26, un 1,8 por ciento.

El panel líder S&P Merval de la Bolsa de Buenos Aires rebotó un 4% en pesos, a 92.689 puntos. El Merval en dólares había tocado este lunes su valor más bajo desde el 6 de mayo de 2021.

Gabriel Torres, vicepresidente senior de Moody's Investors Service, expresó que “la nueva ministra de Economía de Argentina, Silvina Batakis, deberá hacer frente a graves problemas macroeconómicos y crediticios en un contexto político cada vez más complicado en el país. Los altos niveles de inflación, la caída de las reservas internacionales, el aumento de la deuda en pesos y la necesidad de reducir el déficit fiscal para cumplir con los objetivos acordados con el FMI representan grandes desafíos que la nueva ministra deberá enfrentar”.

“Es muy complejo presentar proyecciones y establecer escenarios en este panorama crítico. En estas experiencias, generalmente emergen reacciones negativas en el mercado que se materializan en dolarización de carteras y modificación de posiciones en títulos nacionales. El mercado financiero esperará anuncios para estabilizar los sobresaltos en las cotizaciones cambiarias como en el contado con liquidación y MEP”, aportó Martín Calveira, investigador del IAE Business School de la Universidad Austral.