• Dólar
  • BNA $165.75 ~ $173.75
  • BLUE $309.00 ~ $313.00
  • TURISTA $272.25 ~ $285.45

35 C ° ST 34.36 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Alberto Fernández ante las Fuerzas Armadas: “La democracia se empaña por un discurso de odio que se siembra en la sociedad”

El presidente anunció un plan de jerarquización profesional y reordenamiento salarial para aquellos que forman parte de las Fuerzas Armadas. Reclamó la soberanía de las Islas Malvinas.

30 Septiembre de 2022 01.22

El presidente Alberto Fernández anunció un plan de “jerarquización profesional y reordenamiento salarial” para todos los integrantes de las Fuerzas Armadas que se hará efectivo a lo largo del 2023. El anuncio lo realizó en la cena de camaradería que se realizó en el edificio Libertador, en donde también renovó su reclamo sobre la soberanía de las Islas Malvinas.

Fernández destacó que las Fuerzas Armadas están llamadas a “ser protagonistas del presente y el futuro” en Sudamérica, que “es una región sin armas de destrucción masiva ni conflictos armados interestatales”. En ese sentido, volvió a mencionar el ataque a Cristina Kirchner y se refirió a los discursos “de odio”.

“Argentina, nuestra patria, cumplirá el año entrante cuatro décadas de democracia ininterrumpida. Eso, que debe llevarnos de orgullo, se ve empañado por un discurso de odio que se siembra en la sociedad, buscando que crezca la división y el desaliento”, consideró.

El presidente sostuvo que se inaugura “un nuevo ciclo de planeamiento de la defensa nacional que tendrá un nuevo plan de capacidades militares” en el 2023 y destacó que cuenta con Fuerzas Armadas “democráticas, profesionales, preparadas para la defensa de la soberanía en tierra, mar y aire”.

También hizo mención a la ocupación militar en el Atlántico Sur y señaló que las Islas Malvinas, Georgias del Sur, Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes “se encuentran ilegítimamente ocupados por una de las principales potencias militares del mundo”. Recalcó que el país sostendrá ese reclamo en los foros internacionales.

“Pese a las dificultades impuestas por la crisis económica heredada, la deuda externa asociada, la guerra y las consecuencias de la pandemia, sigo manteniendo mi compromiso de fortalecer la defensa nacional, la modernización del instrumento militar y el bienestar de los hombres y mujeres de las Fuerzas”, añadió.

Compartieron la mesa principal con Alberto Fernández, el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández; el titular de la AFI, Agustín Rossi; el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Martín Soria; el vicejefe de Gabinete, Juan Manuel Olmos; el secretario general de la Presidencia, Julio Vitobello; y la secretaria de Legal y Técnica, Vilma Ibarra.

De las FFAA estuvieron presentes: los jefes del Estado Mayor Conjunto, teniente general Juan Martín Paleo; de la Fuerza Aérea, brigadier general Xavier Isaac; de la Armada, almirante Julio Guardia; y del Ejército, general de división Guillermo Pereda. Estuvieron presentes, además,

 

Plan de reordenamiento salarial y soldados voluntarios

 

En la previa a la cena de camaradería de las Fuerzas Armadas, el Gobierno había anunciado un plan de jerarquización profesional y reordenamiento salarial para todos los integrantes de las FFAA.

En esa misma senda, indicó: “Hemos iniciado un proceso de reequipamiento de las Fuerzas Armadas sin precedentes a través de la recuperación, modernización y adquisición de sistemas de armas, a través de un instrumento fundamental que nos permite revertir décadas de desinversión: el Fondo Nacional de Defensa”.

Según el jefe de Estado, el Fondef es una herramienta que permite proyectar un “horizonte de futuro”, además de “previsibilidad y planificación para el equipamiento de las fuerzas armadas”. “Podemos potenciar nuestra capacidad de disuasión y de control soberano del territorio”, agregó.

Por otra parte, Alberto Fernández anunció que el Gobierno decidió “incrementar sustancialmente el número de soldados voluntarios” a partir de una experiencia que ya se lleva adelante en distintas provincias. El objetivo, según explicó, es “completar las dotaciones en distintas guarniciones militares de todo el país”.

“Este plan que está en marcha en Misiones, Corrientes, con muy buenos resultados y que estamos replicando en distintas provincias, está pensado para que los soldados puedan mantener el arraigo en sus territorios y cumplan funciones cerca de sus familias”, añadió.