• Dólar
  • BNA $904.5 ~ $944.5
  • BLUE $1425 ~ $1425
  • TURISTA $1447.2 ~ $1447.2

7 C ° ST 2.48 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Para tener en cuenta

Cómo preparar dulce de membrillo casero en cinco pasos y el toque secreto para que quede sólido

Es un fruto que está en temporada y la receta permite ahorrar dinero. Es una preparación simple y veloz para conservar en tu heladera.

27 Junio de 2024 15.40

A la hora de desayunar y merendar, para acompañar las tostadas con mermelada o para preparar platos típicos de Argentina como los pastelitos, el dulce de membrillo tiene una gran popularidad en nuestro país. Sin embargo, adquirirlo en el supermercado puede ser más costoso que hacerlo en casa. Por ese motivo, te mostramos cómo preparar dulce de membrillo casero en cinco pasos de una forma simple y económica.

Con un toque secreto para que quede sólido, esta receta incluye pocos ingredientes y garantiza tener el dulce de membrillo listo con tan solo dos horas y media de cocción. Además, rinde 800 gramos. Su origen viene del fruto, membrillo, que es originario del suroeste de Asia. Al igual que las manzanas y las peras, pertenece a la familia de las rosáceas. Sin embargo, al comerlo crudo, resulta dura y astringente.

Como no es un sabor agradable al paladar, se suele cocinar como un dulce con el agregado de azúcar. Para endulzar este fruto se pueden utilizar muchos métodos, desde más o menos azúcar según el gusto de cada comensal o incluso la posibilidad de utilizar endulzantes naturales para volverlo más saludable.

Lo cierto es que una vez cocinado y endulzado logra un sabor agridulce que proliferó a lo largo de los años en nuestro país como postre e ingrediente para platos típicos. Incluso tiene un histórico uso medicinal, ya que en su origen milenario –su cultivo se remonta a más de 4.000 años- se utilizaba para tratar problemas estomacales y trastornos gastrointestinales. En la Argentina se lo cosecha en otoño y las primeras semanas del invierno.

En la cocción, si se busca que el dulce quede más firme, se debe prolongar el tiempo durante el que se cocina. Cocinando la pasta a fuego bajo durante más tiempo, se eliminará más la humedad y por lo tanto se logrará una textura más firme en su versión final, en caso de que se vaya a utilizar para hacer una pastafrola por ejemplo.

El membrillo es rico en pectina, una fibra que funciona como un espesante natural. Por eso, a diferencia de lo que sucede con el dulce de batata, no necesita agregado de sustancias gelificantes para lograr la solidez en la estructura.

Los ingredientes para preparar dulce de membrillo casero

 

  • 1 kg de membrillos, que son aproximadamente 3 o 4.
  • 600 u 800 gramos de azúcar, dependiendo cuánto dulzor se busque darle.
  • Agua.

 

Cómo preparar dulce de membrillo casero: la receta paso a paso

 

  1. Preparación de los frutos: Comienza lavando bien los membrillos. La piel de estos frutos puede ser bastante gruesa y dura, por lo que es importante tener cuidado al pelarlos. Una vez pelados, cortalos en trozos pequeños, asegurándote de eliminar las semillas y la parte central más dura.
  2. Cocción inicial: Coloca los trozos de membrillo en una olla grande y cubrilos completamente con agua. Llevar a ebullición y luego reducir el fuego a medio. Dejar cocinar por 30-40 minutos o hasta que estén tiernos. Después, escurrí los membrillos y resérvalos.
  3. Preparación del dulce: En la misma olla, añade los trozos de membrillo cocidos junto con el azúcar. Cocina esta mezcla a fuego medio, removiendo constantemente para evitar que se adhiera al fondo de la olla. Continúa este proceso durante unos 30-40 minutos, hasta que la mezcla se espese y adquiera un color dorado.
  4. Triturado y cocción final: Una vez que la mezcla esté lista, retirala del fuego y triturá todo con una licuadora de mano o en una licuadora convencional hasta conseguir una pasta suave y homogénea. Volvé a colocar la pasta en la olla y cocina a fuego bajo durante unos 10-15 minutos para que se espese aún más.
  5. Enfriamiento y almacenamiento: Vierte el membrillo en un molde o bandeja y deja enfriar completamente a temperatura ambiente. Una vez frío y firme, corta el membrillo en porciones y guardalas en un recipiente hermético para su conservación.

 

El dulce de membrillo tiene una larga durabilidad ya que el azúcar actúa como un conservante natural, por lo que se puede guardar durante un tiempo prolongado si está conservado en un sitio adecuado, que sea fresco y seco para garantizar su calidad. Y usarlo cuando se requiera para recetas tradicionales en el país, como la pasta frola.