• Dólar
  • BNA $816 ~ $856
  • BLUE $1095 ~ $1095
  • TURISTA $1305.6 ~ $1305.6

25 C ° ST 25.24 °

Unión Radio 91.3 en vivo

Para tener en cuenta

Paso a Paso: ¿Cómo quitar el óxido fácilmente de todas las superficies y tejidos?

Aquí te presentamos métodos efectivos para eliminar el óxido de diversos materiales como hierro, metal, suelos o tejidos. Toma nota de los productos y técnicas más eficaces.

12 Febrero de 2024 14.59

Con el paso del tiempo, es frecuente que ciertas piezas de metal empiecen a experimentar oxidación. El uso constante, especialmente si están expuestas a la humedad o al aire libre, ocasionará un deterioro gradual y una disminución en su vida útil.

 

Cómo quitar el óxido del metal

 

Existen productos caseros como el vinagre, bicarbonato, papel de aluminio o la coca-cola que son efectivos para eliminar el óxido del metal. Aquí te explicamos algunos métodos:

Vinagre blanco: Llena un cubo con una solución de agua y un buen chorro de vinagre blanco. Sumerge el objeto oxidado en esta mezcla durante al menos 8 horas. Después, sácalo y cepíllalo vigorosamente para observar cómo el óxido se desprende con facilidad.

Coca-cola: La coca-cola contiene ácido fosfórico, eficaz para eliminar el óxido. Realiza el mismo procedimiento que con el vinagre, sumergiendo el objeto en coca-cola y cepillándolo después para eliminar el óxido.

Bicarbonato de sodio: Espolvorea bicarbonato directamente sobre el objeto oxidado y déjalo reposar toda la noche para aflojar el óxido. Posteriormente, cepilla el objeto debajo del agua, frotándolo bien. Este método es ideal para objetos pequeños.

Patata: La patata contiene ácido oxálico que ayuda a eliminar la acumulación de óxido. Para objetos pequeños como cuchillos, clava el objeto en la patata y déjalo actuar durante la noche. Luego, raspa el óxido, que se desprendrá fácilmente. También puedes cortar la patata por la mitad, cubrirla con bicarbonato y limpiar el metal oxidado con las rodajas.

 

Cómo quitar manchas de óxido del suelo

 

A veces, debido a la humedad y al contacto del metal con el suelo, es posible que este quede impregnado en el suelo del baño. Ya hemos discutido cómo limpiar las juntas de los suelos, para eliminar toda la suciedad adherida. Pero si este procedimiento no funciona con el óxido, necesitaremos productos verdaderamente efectivos y especializados para tratar las manchas más resistentes:

  • Bicarbonato: Eliminar manchas de óxido del suelo con bicarbonato es sencillo. Simplemente esparcimos un poco de bicarbonato sódico en la zona del suelo manchada y dejamos que el bicarbonato vaya eliminando el óxido gradualmente. Después, pulimos la zona con una solución de agua y bicarbonato, usando un trapo húmedo. El óxido habrá desaparecido.

Vinagre y sal: Para este método, necesitaremos vinagre de manzana y un poco de sal, todo disuelto y bien mezclado. Echamos una cantidad generosa de sal hasta obtener una masa espesa mediante una buena mezcla. Distribuimos esta mezcla sobre la zona manchada de óxido y la dejamos actuar durante un buen rato, al menos una hora. Después, eliminamos la mancha y enjuagamos con agua usando una fregona.

Limón y bórax: La combinación de limón y bórax permite eliminar las manchas de óxido del suelo con facilidad. Mezclamos un poco de zumo de limón con dos cucharadas soperas de bórax, asegurándonos de obtener una pasta homogénea, y aplicamos el producto sobre la zona afectada. Dejamos que actúe durante una hora y luego aclaramos con un paño seco. El óxido habrá desaparecido.

 

El óxido en los tejidos

 

Quitar óxido de los tejidos es una de las tareas más difíciles, especialmente cuando las prendas húmedas entran en contacto con piezas metálicas, causando manchas. Aunque en algunos casos resulta casi imposible de eliminar, existen remedios caseros que pueden funcionar:

Para eliminar el óxido de la ropa, podemos utilizar una mezcla de zumo de limón con bicarbonato o sal. Combina una cucharada sopera de bicarbonato con el zumo de un limón. Aplica la mezcla sobre la mancha y deja que la prenda se seque al sol durante al menos dos horas. Enjuaga la prenda con agua tibia y lávala como de costumbre.

El vinagre es otro producto bastante efectivo para eliminar manchas de la ropa, incluyendo las de óxido. Sin embargo, es recomendable aplicar un poco de vinagre en una zona no visible para asegurarse de que el tejido no se dañe. Si todo está correcto, aplica el vinagre directamente sobre la mancha de óxido, cubriéndola también con una capa de sal. Deja la prenda al sol y, cuando esté seca, retira la mezcla de vinagre y sal. Comprobarás que el óxido ha desaparecido del tejido. Después, puedes lavar la ropa normalmente.

Los jabones utilizados para lavar los platos son efectivos para eliminar partículas de óxido de la ropa. Agrega una cucharadita sobre la mancha, déjala actuar durante unas horas, enjuaga con agua fría y lava la prenda de forma habitual.